Cirugía plástica

Corporal

Liposucción

Cuando hablamos de liposucción estamos dando respuesta a un problema de acumulación de grasa localizado que rompe con el equilibrio de la figura corporal del paciente. En general, este tipo de acumulaciones se suele dar en zonas como las caderas y nalgas, en los muslos, rodillas, bajo el mentón y en la zona abdominal. La técnica conocida como liposucción favorece la eliminación de la grasa localizada que se resiste a desaparecer aún con la práctica de deporte y el seguimiento de una dieta saludable.

A pesar de que muchos pacientes identifican a la liposucción como la solución a la celulitis, esto es un error. La celulitis es un trastorno en la estructura de la grasa más superficial y que se conoce como la “piel de naranja” pero que no depende en ningún caso de la grasa acumulada. Tampoco la liposucción es la solución a los problemas de obesidad.

“El éxito de una liposucción reside en la limitación de la zona a operar, de la extracción del volumen necesario y uniforme de grasa y de la calidad de la piel del paciente”

1. Preparación:

En la primera consulta el cirujano realizará un estudio previo de la salud del paciente para conocer las condiciones del mismo para este tipo de intervención. A continuación revisará en qué lugar del cuerpo se acumula la grasa y calculará la cantidad a extraer para equilibrar la figura. Se tendrá en cuenta en todo momento la calidad de la piel.

2. Intervención

Consiste en el uso de finas cánulas que permiten aspirar la grasa y eliminar los excesos en el cuerpo del paciente. Para extraer esos depósitos de grasa inestéticos, previamente se infiltra, a través de las mismas incisiones en piel, líquido con una serie de iones y productos químicos que facilitarán la extracción de esa grasa. Una técnica perfecta ya que evita que se reproduzca la grasa. Actualmente, nuestro equipo dispone de la última tecnología en liposucción. Se trata de la lipólisis láser o lipo-láser, Esta tecnología permite extraer la grasa igual que en la técnica convencional pero de manera más uniforme, con menos sangrado y, sobretodo, con una mejor retracción de la piel. Dependiendo de la extensión de la zona a tratar se elegirá una anestesia local o general. El cirujano se encargará de informar al paciente acerca de esta decisión. En casos de liposucciones de más de 10 litros de grasa extraída o megaliposucciones puede ser necesaria la transfusión de sangre. A tal efecto, y bajo criterio previo a la intervención, se efectúa una extracción de sangre de la propia paciente para guardarla y transfundirla en el postoperatorio (autotransfusión). De esa manera se consiguen resultados muy satisfactorios en pacientes afectas de una lipodistrofia generalizada y con absoluta seguridad.

3. Post-intervención

Tras la intervención es muy importante utilizar la faja de compresión elástica que ayudará a reacomodar la piel. El cirujano le dará toda la información a tener en cuenta en esta fase.

Solicitar más informaciónPreguntas frecuentes

Lifting muslos (lifting de muslos cara interna (crural) o cara externa

Con el paso de los años puede sucederse una pérdida de peso y generar un exceso de piel en la parte inferior. Otras veces esto puede ser causa de una lipoescultura y siempre queda concentrado en la zona interna o externa de los muslos. Una flacidez cutánea que podemos eliminar a partir de un lifting de muslos. Una técnica que ha mejorado en los últimos años debido a la preocupación por un aumento de los índices de Obesidad Mórbida en la sociedad. Durante los años de experiencia del Dr. García Paricio en Hospitales públicos de 3r Nivel han sido muchísimos los casos de secuelas de OM tratados con técnicas únicas en cirugía corporal (Body Contouring Techniques). Ahora aplicamos todo ese conocimiento a la cirugía corporal estética”.

1. Preparación:

Se realizará un estudio analítico completo de acuerdo con los protocolos establecidos por el cirujano en todos sus tratamientos. En este momento, se tomarán las medidas necesarias para la faja compresiva que deberá colocarse tras la intervención. Asimismo se entregará toda la documentación necesaria acerca del tratamiento y el post operatorio.

2. Intervención

Para llevar a cabo una intervención de lifting de muslos se trabajará el modelado del contorno del muslo (tanto de manera interna como externa) a partir de una absorción de la grasa con cánulas muy finas y también la eliminación de piel sobrante. A partir de aquí se procederá al lifting y fijación del muslo a las estructuras tendinosas profundas rígidas, y suturamos. Todas las incisiones realizadas quedan ocultas estéticamente. La intervención se realiza mediante anestesia general superficial.

3. Post-intervención

Tras una intervención de este tipo se recomienda un reposo absoluto a lo largo de una semana y el uso de una faja durante un mes. El reinicio de la actividad puede llevarse a cabo a partir de las dos semanas de la intervención. Por lo general, los resultados definitivos se observarán al cabo de 3 o 4 meses y la sensibilidad de la zona se irá recuperando progresivamente. En relación a los cuidados e higiene tras la intervención, el cirujano dará todos los detalles al paciente.

ingreso

Ingreso en Clínica
de 1 a 2 noches

duracion

Duración del tratamiento
2-3 h

recuperacion

Recuperación
2 semanas

Solicitar más informaciónPreguntas frecuentes

Lifting de brazos (lifting braquial)

Se conoce por lifting de brazos o braquioplastia a la intervención que corrige la flacidez de los tejidos del brazo. Con el paso de los años, esta piel tiende a perder rigidez y cuelga de una manera antiestética. Son muchos los pacientes que cada vez más acuden a resolver este tipo de situaciones especialmente antes del verano.

1. Preparación:

Para este tipo de intervención, se procederá con un análisis previo (tal como sucede con el resto de los tratamientos) y un electrocardiograma. También puede solicitarse una radiografía del tórax. Durante esta primera visita se analizará al detalle el tipo de piel y el estado general del paciente. Como en todos los procedimientos, el doctor le mostrará una serie de casos operados por él y su equipo para que la entrevista sea fluida y no queden dudas en el tintero. No obstante, el Dr. García Paricio siempre recomienda una segunda visita en la que la paciente deberá compilar todas las preguntas que le aparezcan en los días posteriores. Durante esta visita también se tomarán las medidas necesarias para la faja compresiva que se colocará tras la intervención.

2. Intervención

Se trata de un remodelado del contorno del brazo gracias a una extracción controlada de grasa y eliminación de piel sobrante. La incisión para eliminar esta piel se ubica en el pliegue de la axila, en la cara interna del brazo para que la cicatriz quede camuflada. Tras la intervención se colocará la faja que hemos mencionado anteriormente y tras dos semanas de la intervención se retirarán aquellos puntos de sutura que no han sido reabsorbibles. La operación se realiza con anestesia local o general superficial.

3. Post-intervención

Tras una intervención de este tipo se recomienda un reposo de una semana y el uso de una faja braquial durante un mes. Poco a poco se irá recuperando la actividad y en 3-4 meses se consiguen los resultados definitivos deseados. El cirujano se encargará de ampliar la información de los cuidados de la zona durante la visita del paciente. El “lifting braquial” permite tratar la zona fláccida de los brazos de manera muy resolutiva e incluso la zona axialar y torácica adyacente si fuera preciso. En esta técnica el Dr. García Paricio aplica la técnica de la “Z-plastia” para mejorar la funcionalidad posterior a nivel de la axila, lo que requiere ciertos ejercicios a modo de fisioterapia posteriores que el paciente debe realizar en casa. Los resultados estéticos son inmediatos, y la movilidad completa se adquiere sobre los 2 meses tras la intervención.

ingreso

Ingreso en Clínica
2 h

duracion

Duración del tratamiento
1-2 h

recuperacion

Recuperación
2 semanas

Solicitar más informaciónPreguntas frecuentes

Abdominoplastia

El abdomen, debido a su gran extensión corporal, es una zona de nuestra anatomía clave en el apartado de la cirugía del contorno corporal. Se configura a partir de una serie tejidos (piel, grasa, aponeurosis, músculos y fascias) haciendo de ésta una operación complicada. ¿Cuál es el principal motivo que lleva a una intervención de este tipo? Principalmente las variaciones radicales de peso y los desórdenes hormonales. La alteración de la zona abdominal se puede presentar de diferentes maneras y cada una de ellas se le realizará una técnica diferente. Por ejemplo, un acumulo antiestético de grasa en el abdomen pero sin afectar a la calidad de la piel ni a la competencia del estrato músculo-aponeurótico, podrá solucionarse con técnicas individualizadas como una lipoescultura clásica o láser. Pero una afectación lipodistrófica generalizada, con estrías cutáneas, malposición del ombligo y diástasis de la musculatura abdominal, requerirá una combinación de lipoescultura, resección cutánea, creación de un neo-ombligo y reparación de la separación muscular. En los casos más complejos aquí mencionados es cuando hablamos de una abdominoplastia.

¡Recupera un vientre plano y presume de silueta!

El mejor perfil de personas para este tipo de operación es: mujeres/hombres, con aúmulos de grasa en la zona abdominal, con piel flácida, y que no han logrado sus objetivos a través de una dieta o ejercicio. En el caso del sector femenino existe un alto porcentaje de mujeres que acuden a la consulta tras un embarazo presentando un cuadro de dilatación irreversible de la piel. Según las características de cada paciente se llevará a cabo una abdominoplastia normal o una mini abdominoplastia.

1. Preparación:

Como en otros tratamientos con el Dr. García Paricio, se llevará a cabo un análisis previo del estado del paciente. Una de las principales recomendaciones del cirujano para antes de una intervención es el seguimiento de una dieta pobre en residuos (verduras, legumbres y fruta) para reducir el tránsito intestinal durante una semana antes. Se tomará también medidas de la faja compresiva (esencial en este tipo de tratamiento) y se ofrecerá toda la documentación necesaria.

2. Intervención

Se trata de un remodelado del contorno abdominal y lumbar mediante la estracción controlada de la grasa y la eliminación de la piel sobrante. También se requiere de una recolocación del ombligo. La incisión para llevar a cabo este proceso se ubica sobre la zona del pubis con una longitud variable dependiente de cada caso. La abdominoplastia permite además una reparación de la pared muscular para un abdomen plano y la reducción de la cintura cuando así sea necesario. La intervención se lleva a cabo bajo una anestesia general superficial.

3. Post-intervención

Tras una intervención de este tipo se recomienda un reposo de una semana y el uso de de una faja alrededor del abdomen durante aproximadamente un mes. De manera progresiva el paciente podrá recuperar su actividad diaria habitual. Es muy recomendable seguir los consejos del cirujano durante la fase post-operatoria, entre estos, el control de la dieta. Existen varios tipos de abdominoplastia. El Dr. García Paricio concede mucha importancia a la reparación de la pared abdominal en este procedimiento. Esto significa que se corrige de manera sistemática la atonía y/o separación de la musculatura recta abdominal y de la musculatura transversa. Esta reparación marca la diferencia respecto a las abdominoplastias que únicamente se centran en tratar el exceso de piel y grasa. Por lo tanto la recuperación y los resultados definitivos pueden demorarse más. Sobre el mes o 2 meses la paciente podrá empezar a vestir con sus nuevas prendas y a llevar una vida prácticamente normal.

ingreso

Ingreso en Clínica
1 o 2 días

duracion

Duración del tratamiento
2-3 h

recuperacion

Recuperación
2 semanas

Solicitar más informaciónPreguntas frecuentes

Solicitar más información

He leído y acepto la Política de Privacidad y Aviso Legal.