Glúteos Brasileños: la moda del verano

Publicado el 03/04/2017

Se acerca el verano, y con él la búsqueda de ese biquini perfecto que lucirás en la playa o piscina. Es el momento de cuidar nuestro ‘trasero’, y para muchas mujeres, buscar la fórmula ideal para sacar el máximo partido al culo. El canon de belleza ha cambiado, y ahora las mujeres nos piden más volumen  y elevación de los glúteos. Es lo que se conoce como “Brazilian Butt” o “Glúteos Brasileños“. Una tendencia estética en alza que muchas mujeres identifican con cuerpos de caras conocidas, como por ejemplo Kim Kardashian. El Dr. Garcia Paricio, cirujano plástico, está especializado en este tipo de intervenciones de acuerdo con el perfil de cada paciente. ¿Quieres saber más acerca de esta operación de cirugía plástica?

Si bien en un principio se utilizaban implantes de silicona para dar volumen a esta zona, ahora es la propia grasa de la paciente la que permite llevar a cabo este aumento y elevación de los glúteos. Una técnica que garantiza un resultado más natural y duradero, y por lo tanto, una mayor satisfacción de todas las pacientes que así lo han hecho. Para el Dr. Garcia Paricio, esto no es algo inusual, pues son muchos los tratamientos de cirugía plástica que hoy en día ya utilizan grasa de la propia paciente como es el caso del aumento de mamas conocido como lipomamoplastia. Sin embargo, en este tipo de intervención, es clave el estudio previo de la paciente, y en concreto de todas las zonas en las que se realizará una liposucción que permitirá la extracción de la grasa: abdomen, caderas y muslos. La calidad de la piel también será un punto muy importante para analizar. Durante la fase previa a este tratamiento se analizarán otras pautas y el cirujano se encargará de facilitar toda la información a la paciente.

¿Porqué utilizar la propia grasa? La técnica que utiliza la propia grasa de la paciente es una técnica en la que confían cada vez más pacientes, ya que destaca por su dualidad: permite conseguir un resultado óptimo en la intervención, y al tiempo realizamos otra intervención (de liposucción) en otra zona del cuerpo. Una técnica ‘2 en 1’, podríamos decir. Además, evitamos utilizar implantes y por lo tanto nuevas intervenciones en el futuro. Si quieres conocer el detalle de la intervención y post intervención, te invitamos a visitar nuestra sección dedicada a este tratamiento.

EL MANTENIMIENTO, CLAVE PARA UNOS GLÚTEOS PERFECTOS

Para fortalecer la zona de los glúteos y mantener el cuidado de esta zona, este mes os recomendamos 3 ejercicios que bien podemos practicar diariamente, así como un pequeño consejo:

  1. SENTADILLAS o SQUATS: un buen momento para practicarlas es justo antes de sentarnos en la oficina, o por la mañana. Este ejercicio se inicia de pie, con la mirada al frente y la espalda recta. Bajamos poco a poco y doblamos las rodillas siempre vigilando que éstas no sobrepasen las puntas de nuestros pies. Llegaremos a un ángulo de 90 grados y subiremos. Los brazos se mantendrán extendidos de manera horizontal al frente. Realizaremos 15 repeticiones de este ejercicio.
  2. ZANCADAS: se trata de iniciar un paso adelante y flexional en ángulo de 90 grados. Tal como hemos citado en el ejercicio 1, es importante que la rodilla no sobrepase la punta del pie. Tras la flexión, volveremos al punto inicial y repetiremos con la otra pierna. Alternar sucesivamente durante 20 repeticiones. La mirada siempre al frente y la espalda recta.
  3. ELEVACIÓN DE TALONES: muy fácil. Colócate de pie, con las piernas separadas, y sube poco a poco hasta quedarte de puntillas. Mantén el equilibrio durante unos segundos y baja lentamente. Realiza 30 repeticiones.

Una rutina de 3 ejercicios, sencilla y fácil de llevar a cabo en cualquier momento y lugar. ‘¡No hay excusas para unos glúteos perfectos! Por último, no olvides este consejo: aprovecha para subir escaleras siempre que puedas y evita usar el ascensor.